Hampton Court Palace

Hampton Court es uno de los Palacios Reales, aunque no ha sido habitado por miembros de la realeza desde el siglo XVIII.

Es famoso por las colecciones de arte, sus jardines diseñados por George London y, sobre todo, por el laberinto.

Breve historia de Hampton Court

Hampton Court era, originalmente, una mansión perteneciente al Lord Chamberlain, quien la había comprado en 1494. Tras la muerte de Chamberlain fue comprada por el Cardenal Wolsey, quien la transformó en un palacio, añadiendo cámaras privadas, tres apartamentos para la familia real y una impresionante capilla de dos plantas.

Cuando Wolsey cayó en desgracia Hampton Court pasó a manos de Enrique VIII, quien lo transformó en uno de los palacios más modernos y sofisticados de Inglaterra.

Las siguientes remodelaciones llegaron de la mano de William III  y George I, aunque el verdadero florecimiento fue durante el reinado de George II y la reina Caroline.

La última vez que la familia real usó el palacio fue en 1737. El interior sufrió extrañas modificaciones con la adición desordenada de departamentos, hasta transformarse en una especie de laberinto de salas y escaleras.

En 1838, con el reinado de Victoria, se hicieron una serie de trabajos destinados a restaurar el esplendor de Hampton Court, que fue abierto al público.

Qué ver en Hampton Court

  • La Galería de arte Cumberland, con obras de Rembrandt, Van Dyck, Canaletto, Holbein y otros artistas.
  • La Capilla Real, de suntuosa decoración, utilizada de forma ininterrumpida durante más de 450 años.
  • Las cocinas de Enrique VIII, en las que se preparaban dos comidas al día para unas 600 personas.
  • El Laberinto, diseñado por George London alrededor del 1700. Es famoso por su intrincado diseño y la dificultad para encontrar la salida.
  • Los jardines, divididos en un parque de 304 hectáreas y el Jardín Formal, de 26 hectáreas.

Horario: 

De noviembre a marzo, todos los días de 10:00h a 16:30h; y de abril a octubre todos los días de 10:00h a 18:00h.

Precio: 

Adultos: £18,20

Niños de 5 a 16 años: £9,10

Incluye acceso a los jardines y el Laberinto. Gratis con London Pass. Se consiguen importantes descuentos comprando la entrada online en forma anticipada.

Dirección: 

East Molesey, Surrey.

Cómo llegar: 

Tren: desde Waterloo hasta estación Hampton Court (35’). Los trenes salen cada media hora. 

Autobuses: 111, 216, 411, 451, R68, 513. 

Riverboat: desde Westminster (el viaje puede tardar hasta 4 horas, dependiendo de las mareas).