SoHo de Nueva York

SoHo es la abreviatura de "South of Houston Street". Fue originalmente el primer barrio negro de Manhattan. Allí se asentaron los esclavos libertos de la Dutch West Indies Comprany en la época colonial. Más adelante toda esa tierra fue comprada por Augustine Hermann, y luego pasó a manos de Nicholas Bayard, cuñado de Hermann.

Durante la Revolución, fue el lugar elegido para levantar fuertes y barricadas.

Tras la guerra, Bayard se vio obligado a lotear sus tierras debido a problemas financieros. Pero el verdadero desarrollo comenzó recién a partir de comienzos del siglo XIX, tras el drenaje de una enorme laguna de agua estancada llamada Common Pond.

El surgimiento de SoHo

A mediados del siglo XIX abrieron varios grandes hoteles y tiendas, como Tiffany & Co. y Lord & Taylor, que todavía existen. Talleres, pequeñas fábricas y comercios reemplazaron a las viviendas residenciales.

Pero después de la guerra muchas industrias se mudaron a otros barrios y las casas quedaron deshabitadas. Durante las noches, cuando los comercios cerraban, parecía un barrio fantasma.

Entre 1960 y 1970 fue la reactivación de SoHo, con una gran movida de preservación de edificios (verás que la arquitectura de SoHo es bastante especial) y la llegada de artistas al barrio, atraídos por los apartamentos de enorme superficie y bajo precio.

El resto es historia conocida: SoHo se transformó en uno de los barrios bohemios de Nueva York, donde las galerías de arte, talleres de artistas, restaurantes de gastronomía avant garde y tiendas de diseñadores conforman un espacio único, aunque en los últimos cinco años las grandes tiendas hayan expulsado a muchas de las pequeñas tiendas.

Qué hacer en SoHo

Seamos sinceros: nadie va a SoHo a ver museos. Igual te contamos que hay uno, el New York City Fire Museum. Y que también está la New York Public Library on Mulberry Street, que funciona en una antigua fábrica de chocolate, donde se presentan exhibiciones de arte y se hacen eventos culturales.

Ahora sí, vamos a lo más divertido de SoHo. ¿Quieres ir de compras? Estas son algunas de las tiendas que no puedes perderte, aunque sea para dar un vistazo, porque los precios suelen ser bastante altos:

The Market NYC es un mercado de pulgas donde hay de todo, desde antigüedades a ropa vintage, accesorios de diseño, artesanías y obras de arte. Está en 483 Broadway y abre de martes a domingo desde el mediodía a las 8 de la noche, aproximadamente.

Aunque no sea 5th Avenue, en SoHo hay tiendas Prada, Saint Laurent, Louis Vuitton, Alexander Wang, Tiffany y etcéteras por el estilo. ¡Ah, también una Apple Store!

Galerías y teatros abundan: Team Gallery, The Drawing Center, Artists Space, The Leslie-Lohman Museum of Gay and Lesbian Art. The Wooster Group, una de las mejores compañías de artes escénicas de la ciudad, tiene su base en SoHo.

Bares y restaurantes: no vamos a darte una lista porque están por todas partes. Sólo mencionaremos los que vale la pena visitar:

  • Broome Street Bar, tradicionalmente lugar de reunión de artistas.
  • El bar Fanelli's, el segundo bar más antiguo de la ciudad.
  • Raoul's, un bistro estilo francés ideal para el happy hour.
  • El restaurant Charlie Bird es famoso por sus vinos italianos, sus pastas y sus platos de autor.
  • Si quieres probar algo raro, pero que al parecer no es para morir, ve a Dominique Ansel Bakery y prueba su invento, el "cronut", una mezcla de croissant y dona que, obviamente, no encontrarás en otra parte.
  • Blue Ribbon Brasserie es, como su nombre lo indica, un restaurante carísimo, pero con una comida exquisita.
  • ¡Espera!, también hay algunos donde se puede comer bien sin vender el alma: La esquina, taquería y café, en 114 Kenmore Street, sirve riquísima comida, especialmente latina y mexicana, y a precios más que accesibles.
Distrito de Soho