Plaza Wenceslao Praga

La Plaza Wenceslao, construida en 1348, es la plaza central de la ciudad. Originalmente era un mercado de caballos y formaba parte del plan maestro de Carlos IV para la construcción de la Ciudad Nueva.

¿Sabías qué?

Cuenta la leyenda que un astrológo le dijo al rey Carlos IV que la Ciudad Vieja de Praga sería destruida por una inundación y la Ciudad Pequeña, por un incendio. Lejos de inquietarse, Carlos IV proclamó a los cuatro vientos que él construiría una nueva Praga, la más grande y bonita de todas, a orillas del Moldava.

En la actualidad este largo boulevard de 750 metros de largo y 60 metros de ancho es el centro comercial de Praga. A ambos lados se levantan bancos, edificios, oficinas, hoteles, tiendas, restaurantes y clubes nocturnos. Junto con la Plaza de la Ciudad Vieja es uno de los principales puntos de encuentro para locales y viajeros.

Una de las cosas más llamativas de esta plaza es su forma. No es una plaza tradicional, sino que se extiende como un paseo ancho y largo que en una de sus secciones tiene un bonito jardín repleto de flores. En la plaza hay también espacio para puestos de comida y artesanía.

Estatua de San Wenceslao

El monumento más destacado de la plaza es la estatua ecuestre de San Wenceslao, patrono de la ciudad. La estatua, obra del escultor Josef Vaclav Myslbek, fue inaugurada en el año 1912. Sobre el pedestal hay cuatro estatuas representan a Santa Ludmila, Santa Inés, San Adalberto y San Procopio.

La estatua de Wenceslao se encuentra justo frente al Museo Nacional, el más grande y antiguo de la ciudad. El edificio tiene un maravilloso estilo neorrenacentista y es uno de los representativos de Praga. El interior es tan maravilloso como el exterior, por lo que vale la pena dedicar un tiempo a recorrerlo.

La plaza de Wenceslao y los praguenses

La plaza de Wenceslao ha tenido una gran importancia en la vida política y cultural de los locales. Desde manifestaciones políticas hasta celebraciones deportivas, incontables eventos sociales tuvieron lugar en ella. De hecho, aquí fue donde comenzó la Revolución de Terciopelo, que terminó poniendo fin al régimen comunista.

Alrededor de la Plaza

En los alrededores de la plaza se levantan muchos edificios clásicos construidos entre los siglos XIX y XX y decoradas con frescos, esculturas y molduras de todo tipo. Sus fachadas están entre las más bonitas de Praga y, sencillamente, no puedes perdértelos. Entre los más interesantes están:

  • Grand Hotel Europa, construido entre 1903 y 1906 en elegante estilo art noveau
     
  • Palac Koruna de 1914 y con una torre en forma de corona. 
     
  • Edificio de Assicurazioni Generali, de estilo neobarroco, decorado con estatuas de piedra y bronce. 
     
  • Palacio Lucerna, donde funciona un centro comercial con preciosos cines de estilo art noveau.
plaza wenceslao

Dirección: 

Nové Mesto

Cómo llegar: 

Metro línea A (verde), paradasMustek o Muzeum.  
Tram líneas 3, 9, 14 y 24.