Platos típicos

Los alimentos de México sorprenden con la fusión de los sabores y las texturas más inesperados. Los platos son preparados por manos sabias que ponen en práctica saberes ancestrales transmitidos de generación en generación.

La lista es interminable, pero a continuación te presentamos algunas de sus exquisiteces para que vayas haciéndote una idea de lo que puedes disfrutar si aceptas la invitación a la mesa mexicana. Disfrútalos acompañados de una tradicional bebida mexicana.

Tacos

Una tortilla de maíz, o algunas veces de trigo, que envuelve los más variados alimentos. Los rellenos de carne son los más populares.

Pozole

Un caldo a base de granos de maíz con carne de pollo o cerdo. Para realzar su sabor se usan incontables ingredientes, según la zona: jugo de limón, aguacate, queso fresco, chicharrón…

Mole

Especialidad de la ciudad de Puebla, es una salsa de muchos ingredientes que se usa para sazonar enchiladas o carnes varias. De acuerdo a la zona, el mole cambia de color. El mole blanco, por ejemplo, se hace con almendra, maní, plátano, manzana, uvas, cebolla, chile, chocolate blanco, caldo, clavo de olor, pimienta, canela y anís.

Chiles en nogada

Se trata de un chile relleno de un guisado de picadillo y frutas. Lleva una cobertura de granada, perejil y crema de nuez que forma los colores de la bandera mexicana. Una tradicional delicia de Puebla.

Enchiladas

Tortillas de maíz bañadas en salsa picante de chiles varios. Puede estar rellena por una variedad de carnes y ser acompañada por guarniciones de cebolla, crema y/o queso, entre otras.

Chapulines

Los insectos no quedan fuera de la gastronomía mexicana. Los chapulines, parientes de los saltamontes y los grillos, se sirven como antojitos, como acompañamiento de tamales, tacos o quesadillas y como ingrediente principal en la preparación de salsas.

Cochinita pibil

Esta carne de cerdo adobada y cocida en horno de barro se suele acompañar de cebolla morada en naranja agria y chile.