Xochimilco

La delegación de Xochimilco, ubicada a solo 20 km del centro, es una de las más pintorescas de toda la ciudad. La palabra significa “tierra de flores”, y el lugar hace honor a su nombre con calles repletas de color y canales de agua llenos de coloridas barcas. Xochimilco es hogar del Museo Dolores Olmedo, que expone una importante colección de obras de Frida Kahlo y Diego Rivera.

Sistema de chinampas

Xochimilco aún conserva chinampas ancestrales, un particular sistema de cultivo y expansión territorial de las culturas mesoamericanas. Las chinampas de Xochimilco están consideradas Patrimonio cultural de la Humanidad. El ajolote o axolotl, un maravilloso animal venerado en la antigüedad y que se encuentra en peligro de extinción, es endémico del sistema lacustre de Xochimilco.

Paseo en trajinera

Las trajineras son uno de los más grandes encantos del lugar. Son embarcaciones hechas con madera pintada de colores, y adornadas con flores. Pueden transportar entre 10 y 25 personas y suelen usarse para pasar un rato en familia o con amigos, disfrutando al mismo tiempo de algún plato típico comprado en los alrededores del lago o en alguna otra embarcación que se acerque a ofrecer sus productos. Los mariachis también suelen dar sus serenatas arriba de los barcos.

La visita a Xochimilco para dar un paseo en trajinera, es un clásico que no te puedes perder en tu viaje. También puedes hacerlo con un guía si quieres tener una experiencia más completa y conocer la historia y tradiciones de este precioso lugar.

Pueblo de Xochimilco

En el pueblo se puede visitar también la parroquia franciscana de San Bernardino de Siena, el mercado tradicional. Hay muchos espacios naturales para recorrer y deleitarse con la flora y fauna: el Parque Ecológico Xochimilco y el Bosque de San Luis Tlalxialtemalco son solo dos de ellos. Por último, la experiencia Xochimilco se completa con la compra de flores en alguno de sus numerosos puestos.

Trajineras típicas de Xochimilco