Restaurantes de Estambul

La carne es el producto estrella en Estambul, no obstante, al formar parte de dos continentes separados por el estrecho del Bósforo, se puede encontrar mucho pescado. A continuación, te enumeramos los platos estrella de Turquía, esos que no puedes irte sin probar al menos una vez. Seguramente, acabes repitiendo alguno de ellos.

Comida callejera en Estambul

Mazorcas de maíz

Por Estambul encontrarás muchos puestos ambulantes que venden mazorcas de maíz cocinadas con sal o a la plancha. Es un plato así de sencillo, pero delicioso y es muy frecuente ver a locales y turistas comiéndose una mazorca mientras caminan. Además, son muy baratas, no suelen costar más de 2 TL.

Castañas

Al igual que las mazorcas de maíz, es muy común ver puestos ambulantes que venden castañas asadas. Entran especialmente bien si viajas en otoño, las podrás degustar mientras paseas y te deleitas con el aroma tan particular que desprenden una vez cocinadas.

Simit

Es una de las comidas callejeras más conocidas. Encontrarás un sinfín de puestos ambulantes que venden el simit, un tipo de pan sumergido en ajonjolí y horneado que está delicioso, especialmente si lo acompañas con un poco de té. Muchos puestos los venden con chocolate por dentro. Es muy barato y no te costará encontrarlos.

Mejillones al limón

En Estambul encontrarás un sinfín de puestos ambulantes con mejillones al limón, algunos establecimientos los preparan fritos y rebozados. No son nada caros, suelen costar entre 2 – 5 T. Realmente, los que se cocinan al vapor y al final los rocían con limón, están buenísimos.

Kebab

el kebab es uno de los platos de carne más típicos de Estambul encontrarás muchos puestos ambulantes que venden bocadillos con carne de pollo o cordero, sirviéndolo con pepinillos, lechuga, y un vaso de Ayran, que es una bebida de yogur de consistencia líquida parecida a un batido con yogur cremoso, agua y sal.

Los kebabs tienen muchas formas de presentase, como por ejemplo el Iskeder, que es un estofado con carne de tomate, el testi kebab, que se cocina en una vasija de fuego y acaba resultando en un estofado delicioso, o el adana kebab, que es una brocheta de carne muy especiada.

Pescado en Estambul

Muchos restaurantes de proximidad de Estambul, cocinan el pescado más fresco que jamás probarás, traído directamente del mar. Bajo el Puente de Gálata se encuentra uno de los mercados de pescado local más interesantes de la ciudad por la calidad de su pescado, ahí mismo hay restaurantes con vistas increíbles que ofrecen pescado a la plancha, cocinados lentamente, a veces ligeramente rebozados, o cocinados con mantequilla y acompañados con verduras, arroces y un sinfín de delicias típicas del país.

Te recomendamos que optes por la opción del lüfer, el pescado azul del Bósforo más típico de la ciudad.

Delicias turcas

Es una de las especialidades más típicas de la región. Las delicias turcas las encontrarás por todos lados, los principales mercados y establecimientos. Son pequeños cubos gelatinosos y dulces elaborados a base de azúcar, ralladura de naranja, limón, zumos, agua de rosas y gelatina. Los hay que incorporan sabores de todo tipo, como por ejemplo granada y pistachos, leche y frutos secos, o simplemente frutos secos y gelatina.

Algunas delicias turcas, una vez elaboradas, se rebozan en un cuenco con azúcar glas hasta cubrirlos en su totalidad.

Baklava

El Baklava es un pastel muy típico de Turquía elaborado mediante una pasta de pistachos o nueces trituradas, y que se presenta sobre una masa filo bañada en jarabe de miel. Es un dulce que contarás en muchos escaparates, y que, si vas, tienes que probar sí o sí.

Restaurante en Estambul