Museo del Prado

El edifico donde actualmente funciona el Museo del Prado fue construido en 1785 por orden de Carlos II, con diseño del arquitecto Juan de Villanueva, para ser utilizado como Gabinete de Ciencias Naturales, y como parte de un complejo junto con el Observatorio Astronómico y el Jardín Botánico, en el Parque del Retiro y, más concretamente, en el Paseo del Prado.

Fue bajo el reinado de Fernando VII que se destinó a albergar el Real Museo de Pinturas y Esculturas, que luego pasaría a llamarse Museo Nacional de Pintura y Escultura y, finalmente, Museo Nacional del Prado.

Colecciones del museo

El museo abrió sus puertas al público en 1819, con una colección de 311 pinturas, aunque eran muchas más las que formaban parte de su fondo de catálogo. Antaño, fue a su vez un lugar de enseñanza de historia de la pintura.

Entre 1819 y 1829 se trasladaron al Museo del Prado casi todas las colecciones reales que se encontraban repartidas en diferentes pinacotecas y palacios. Y pronto se anexaron las colecciones de los conventos, a partir de 1835.

El Museo del Prado de Madrid alberga actualmente la colección de pintura española más grande el mundo, además de importantes obras de otras escuelas como la italiana, flamenca, alemana y francesa.

El Museo también amplió su catálogo con donaciones de particulares. Tanto las compras como las donaciones forman una colección tan importante que obligó a la ampliación del museo, con la construcción de un nuevo edificio conectado internamente a la fachada posterior del edifico original.

Obras más destacadas

Todas y cada una de las obras más destacadas del Museo Reina Sofía de Madrid podrían ocupar cientos de páginas por la cantidad de información que alberga su simbología. A continuación, te resumimos brevemente la razón de ser de las obras más populares:

  • El jardín de las delicias de El Bosco: esta obra está considerada como una de las más fascinantes de la historia del arte, fue adquirida por Felipe II, y tiene una intención moralizante y satírica. El tríptico abierto consta de tres partes: a la izquierda se habla del jardín del edén, del Paraíso terrenal, en la parte central se representa un falso paraíso, en el que la humanidad ha sucumbido al pecado y a la lujuria, y en el panel izquierdo del tríptico se representa el infierno, donde el pintor ha representado, de una forma casi onírica, los tormentos a los que se expone la humanidad.

  • Las Tres Gracias de Rubens: este óleo sobre table de roble es una de las mejores obras del pintor alemán, y es de tema mitológico: representa a las tres Gracias (diosas del encanto, la belleza, la naturaleza, la creatividad y la fertilidad), reunidas y desnudas. Llama la atención el contorno físico de las diosas, que correspondía al canon de belleza de antaño: no eran delgadas.

  • Las Meninas de Velázquez: se considera la obra maestra de Velázquez, y el tema central es un retrato de la infanta Margarita de Austria, rodeada de sus sirvientes, las meninas, aunque en la obra también aparecen otros personajes, como el propio Velázquez pintando el cuadro, lo cual es un autorretrato, y en un espejo, situado al fondo de la sala, se reflejan el rey Felipe IV y su esposa Mariana de Austria.

  • La Sagrada Familia de Rafael: también conocido como La Perla, representa a una Sagrada Familia con el niño Jesús, a las faldas de la Virgen María, en compañía de San Juan Bautista y Santa Isabel. Destaca la belleza del dinamismo y la naturalidad del conjunto, su cromatismo y el escenario: una puesta de sol entre ruinas romanas.

  • La familia de Carlos IV de Goya: este retrato colectivo pintado por Francisco Goya es una maravilla, y representa a todos los miembros de la familia real, y a María Luisa en el centro. Goya reveló toda su maestría en este cuadro que manifiesta su excelente dominio con la luz, los retratos, los colores y la composición.

Vista al Museo del Prado sin colas

Si quieres conocer todas las salas del Museo del Prado con un guía que te hable detalladamente de las obras más destacadas, te proponemos que hagas una visita guiada, entrarás al museo sin tener que hacer la cola, y descubrirás toda la simbología de obras de el Bosco, el Greco, Velázquez o Goya, entre otros muchos.

    Museo del Prado

    Horario: 

    Todos los días, de lunes a sábado de 10:00h a 20:00h. Domingos y festivos de 10:00h a 19:00h.

    Precio: 

    General: 15€.

    Reducida: 7,50€.

    Gratis para menores de 18 años.

    Dirección: 

    Paseo del Prado s/n, 28014.

    Teléfono: 913 302800

    Cómo llegar: 

    Metro: línea 2, estación Banco de España, línea 1 estación Atocha.

    Autobuses: líneas 9, 10, 14, 19, 27, 34, 37 y 45.

    Renfe cercanías: estación Atocha.