Las Tumbas Saadíes

Ubicadas en un jardín cerrado que se encuentra junto a la mezquita de la Kasbah, las tumbas saadíes representan un bellísimo cementerio real que es transitado a diario por cientos de turistas. 

Si bien la construcción data del año 1557, cuando Ahmed El Mansour mandó a edificar un mausoleo sobre la tumba de su padre, con la llegada al poder del sultán alauita Moulay Ismail se decidió esconder el cementerio tras una gran muralla. Debido a esto, el lugar quedó oculto por mucho tiempo, hasta que en 1917 fue redescubierto y luego restaurado por el servicio de Bellas Artes y Monumentos Históricos.

Qué ver en las Tumbas Saadíes

En el mausoleo principal, compuesto por tres salas, se disponen las tumbas de la dinastía saadí que reinó durante la “Edad de Oro” de Marrakech, entre 1524 y 1659. Dentro del edificio llama especialmente la atención la Sala de las Doce Columnas, donde descansan los restos de Ahmad al-Mansur junto a los de su familia. La decoración está compuesta por madera de cedro y estuco, mármol italiano y azulejos esmaltados.

Por último, en los jardines de la construcción es posible apreciar alrededor de cien tumbas más, donde descansan los restos de guerreros y sirvientes de la familia real.

    interior tumbas saadies

    Horario: 

    Todos los días de 9:00 a 18:00

    Dirección: 

    Calle de la Kasbah - Medina (Unos 800 mts al Sur de la Plaza el Fna)

    Precio: 

    11 DH (1€)