Módena

A unos 170 kilómetros al sur de Milán y apenas a 10 kilómetros de la cordillera de los Apeninos se encuentra la ciudad de Módena.

Si no conoces mucho sobre esta ciudad nacida en la época romana, te contamos que se destaca por tres características muy particulares: su gastronomía, su patrimonio artístico y cultural y su pasión por los coches, que se unen a un atractivo paisaje natural con montañas, ríos, colinas, valles y hasta volcanes.

Casco Antiguo de Módena 

  • Piazza Grande: esta gran explanada del siglo XII, declarada Patrimonio de la Humanidad, está rodeada por edificios históricos, es el corazón de la ciudad y el lugar de celebraciones populares.
  • Catedral de Módena: su construcción empezó a principios del siglo XI y es una joya del románico. Tómate tiempo para admirar los detalles, como los bajorrelieves de la fachada, los leones de la época romana que sostienen las columnas de la entrada, el rosetón del siglo XIII y los relieves de las puertas.
  • Torre Ghirlandina: es el campanario de la Catedral y símbolo de la ciudad. Desde lo alto (80 metros y 200 escalones) se ve todo Módena. Se le llama también Torre Cívica porque en la Edad Media cumplía varias funciones, como el control de la apertura de las puertas de la ciudad.
  • Palazzo Comunale: es un bello edificio barroco ubicado frente a la Piazza Grande. En la Sala del Fuoco hay frescos que representan el asedio del Módena del año 44 AC, con figuras de la historia romana. En el Camerino dei Confirmati se guarda la Secchia Rapita, otro de los símbolos de la ciudad: un cubo de madera que recuerda una victoria sobre Bologna en 1325.

Museo Enzo Ferrari

Es el segundo museo Ferrari de Italia (el otro está en Maranello) y se ubica en la que fue la casa natal de Enzo Ferrari.

Además de presentar la vida del creador de la marca de coches más famosa del mundo, hay una exposición de autos clásicos deportivos y autos de lujo, algunos únicos en el mundo, que será un verdadero placer para los amantes de los motores. 

Galería Estense

Aunque en Módena hay muchos museos interesantes, este es un imperdible.  Es el museo de bellas artes de Módena y se creó a partir de las colecciones de los Duques d'Este, gobernantes de Módena en el Renacimiento. Uno de los objetos más preciados es el Arpa Estense, del siglo XVI, que aparecía en los antiguos billetes de 1.000 liras.

Iglesias de Módena

En Módena hay muchísimas iglesias y vale la pena visitar algunas de ellas, como Santa Maria Pomposa, del siglo XII; la Chiesa del Voto, de 1630, construida para agradecer por el fin de la peste; o la iglesia parroquial San Francesco, una de las iglesias franciscanas más antiguas.

modena ciudad

Cómo llegar: 

A Módena desde Milán: tomando el tren en la Estación Central de Milán que llega directamente a la Estación de Módena. Se ofrecen servicios diarios con intervalos aproximados de 60 minutos y el recorrido lleva unas dos horas.

Precio: Alrededor de 20€.