Castillo Sforzesco

Ubicado en el casco antiguo de la ciudad, el Castillo Sforzesco es uno de los monumentos más famosos de Milán. Durante años se le consideró un símbolo de tiranía y ocupación extranjera, y estuvo a punto de ser demolido varias veces, hasta que fue transformado en un gran centro cultural, sede de varios museos.

La historia del Castillo

Entre 1360 y 1370 Galeazzo Visconti II, duque de Milán, construyó una fortaleza que fue ampliada por su sucesor, Gian Galezzo, en 1392. El castillo tenía dos sectores divididos por una muralla defensiva. Con la llegada al poder de Filippo Maria el castillo fue unificado y los terrenos que lo rodeaban convertido en un jardín. Tras estas reformas pasó a ser la residencia de oficial de los Visconti.

A la muerte de Filippo Maria se declaró la República Ambrosiana. El castillo, símbolo del poder ducal, fue parcialmente destruido. De esa primera construcción sobreviven la Rochetta y el Salón Ducal.

Francesco Sforza, un militar casado con Bianca maria, hija de Filippo, y que había sido contratado por éste para defender la ciudad, fue quien lideró el sitio durante la revolución, que lo proclamó regidor de Milán.

De inmediato se abocó a la reconstrucción del castillo. Su sucesor, Galeazzo Maria, estableció allí su corte y siguió ampliando y embelleciendo las instalaciones.

Cuando Galeazzo Maria fue asesinado en 1476, tomó el poder su hermano Ludovico el Moro, quien convirtió la corte de Milán en una de las más suntuosas de Europa, a la que llegaron artistas como Leonardo da Vinci y Bramante.

Entre 1497 y 1848 el castillo estuvo ocupado en forma sucesiva por franceses, españoles, austríacos, nuevamente franceses (ejército napoleónico) y nuevamente austríacos tras la caída de Napoleón. Y con cada ocupación iba quedando menos de su antiguo esplendor.

Cuando los austríacos finalmente capitularon, el castillo fue saqueado por la población.

En 1893 comenzó la reconstrucción y recuperación del edificio, que fue reinaugurado en 1905.

Los museos

Pietá Rondanini

El Castello Sforzesco es sede de más de diez museos, una pinacoteca y dos bibliotecas, una de arte y otra de numismática.

Uno de los museos más importantes es el que alberga la Pietá Rondanini, última escultura de Miguel Ángel, realizada pocos días antes de su muerte y que quedó inacabada. Se exhibe en el llamado Ospedale Spagnolo, una de las edificaciones del castillo,  construido entre 1580 y 1583 para atender a las tropas españolas que ocupaban la fortificación.

Museo de Arte Antiguo

Funciona en el Carmineto, zona que en el medioevo separaba el castillo del Convento del Carmen. Se exhiben estatuas, esculturas, lápidas, inscripciones y relieves desde el siglo V al Renacimiento.

Museo de Muebles y esculturas en madera

Funciona en el Salón Ducal. Se exhiben los muebles de distintas épocas (barroco, rococó, neoclasicismo, modernismo, posmodernismo), algunos de los cuales se usaron en el castillo a lo largo del tiempo.

Otros museos del Castello

Museo Arqueológico - Prehistoria y Protohistoria: se exhiben objetos desde el Neolítico hasta el fin del Imperio Romano.  

Museo Arqueológico - Egipto: una interesante colección de instrumentos de escritura, objetos funerarios y sarcófagos, objetos de la vida cotidiana, estatuillas de bronce, etc.

Museo de Artes Decorativas: funciona en dos plantas de la Rocchetta y es uno de los museos más importantes de Italia en su tipo. Los objetos exhibidos (relojes, esmaltes, porcelanas, mayólicas, orfebrería, etc.) abarcan desde el período paleocristiano al siglo XXI.

Museo de Instrumentos Musicales: muy interesante colección de instrumentos musicales de distintas épocas, organizada por tipo de instrumento y, en algunos casos, zona de origen.

Pinacoteca: son seis salas donde se exhiben obras de pintores italianos del siglo XV al Neoclasicismo. También hay una pequeña colección de pintores flamencos del siglo XVII.

Gabinete Numismático: una importante colección de alrededor de 280.000 monedas y medallas desde el siglo VI AC a la época contemporánea, de distintas partes del mundo.

Sala delle Asse: decorada íntegramente por Leonardo durante el gobierno de Ludovico el Moro. Muchos de los frescos fueron destruidos total o parcialmente durante las ocupaciones, y están en proceso de restauración.

castillo sforzesco

Horario: 

Todos los días de 7:00 a 19:30 horas.

Museo del castillo: de martes a domingo de 9:00h a 17:30h. Lunes cerrado.

Precio: 

Castillo: entrada gratuita.

Museos: 5€.

Dirección: 

Piazza Castello, 3.

Teléfono: +39 02 884637000.

Cómo llegar: 

Metro: línea 1 estación Cairoli, o línea 2 estación Lanza.

Tranvía: 1, 2, 4, 12, 14 y 19.

Autobús: 18, 50, 37, 58, 61 y 94.