Múnich

Menú

30 cosas que ver y hacer en Múnich

Quieres visitar Múnich. Bien. Te ha entusiasmado el Oktoberfest, o tal vez te has enterado de sus fabulosos castillos, o eres un apasionado de la cultura y quieres conocer sitios emblemáticos de la historia universal. Sea como sea, si buscas una ciudad con arte, cultura y gran ambiente, estás apuntando al destino indicado.

¿Pero por dónde empezar? Pues bien, aquí te presentamos una lista con 30 cosas para ver y hacer en Múnich que esperamos te sirvan de inspiración para preparar un itinerario a tu medida. En ella encontrarás desde información clave para aprovechar al máximo los imprescindibles. Y también pequeños consejos que pueden convertirse en la puerta de entrada a esos momentos mágicos de todo viaje, que alimentan las ganas de seguir viajando. Ponte cómodo y toma nota mental de tus favoritos:

1. Tomarle el pulso a la ciudad en la Marienplatz. Después de disfutar del ambiente y los espectáculos de artistas callejeros, dirígete al café Glockenpiel. Situado en el último piso del edificio enfrentado al Ayuntamiento, tiene increíbles vistas de la torre del reloj. Es un excelente lugar para esperar que den las 11:00 o las 12:00 h y ver el carrillón en movimiento. (En verano también a las 17:00 h).

Marienplatz - Múnich

2. Caminar desde Marienplatz hasta Viktualienmarket, el mercado más bonito y auténtico de la ciudad. Si tienes ganas de caminar en compañía y descubrir los mejores rincones en el camino, apúntate a este tour a pie por el centro histórico de Múnich.

3. Refrescarte después de un día de caminata tomando una cerveza en Hofbräuhaus. Cuando estés allí, tómate un momento para mirar hacia arriba y admirar las pinturas de los techos. Son increíbles.

4. Alquilar una bici y recorrer el Englischer Garten. También puedes dar una vuelta a pie, pero para conocerlo en profundidad te conviene ir en bici, porque es enorme: ¡tiene 370 hectáreas!

5. Dedicar una mañana completa a recorrer el Palacio de Nymphenburg. Para conocer los majestuosos interiores del palacio, la colección de carruajes y el salón de espejos del paballón exterior Amalienburg. Visítalo junto a un guía especializado para no perderte detalle. Es una de las mejores actividades para hacer en Múnich.

Palacio de Nymphenburg - Múnich

6. Entrar gratis a conocer los coches y motos que se exponen en el BMW Welt. Incluso puedes hacer una visita a la planta de producción y ver cómo se fabrican los coches desde cero. Para eso es necesario reservar por adelantado en el sitio web oficial.

7. Caminar por el salón más antiguo de la residencia de Múnich: el Antiquarium. Tiene 66 metros de largo y guarda una fabulosa colección de esculturas antiguas. Si puedes, apúntate a una visita guiada en español. Las visitas oficiales son solo en alemán e inglés y no hay audioguía disponible.

8. Tratar de comprender uno de los capítulos más oscuros de la historia de la humaidad con una visita al campo de concentración de Dachau. Es una buena idea hacer la visita junto a un guía experto formado en el Memorial para sacarle el máximo provecho.

9. Visitar las antiguas puertas de la ciudad. Karlstor es tal vez la más famosa, pero Isartor no se queda atrás en belleza, sobre todo de noche, cuando se encuentra completamente iluminada. No te la pierdas.

10. Dar un paseo por Stachus, una de las plazas favoritas de los muniquenses. En invierno, puedes patinar sobre hielo en la enorma pista que allí se monta.

11. Admirar la increíble lámpara con forma de corona que decora el salón del trono de Neuschwanstein, el castillo de Luis II de Baviera. Es uno de los muchos detalles decorativos que te dejarán con la boca abierta. Esta excursión te lleva a conocer Neuschwanstein y Linderhof, otro castillo ideado por el famoso “rey loco”.

Palacio de Neuschwanstein

12. Subir los 300 escalones de la iglesia de San Pedro para disfrutar de espléndidas vistas de Múnich desde las alturas.

13. ¡Vivir el Oktoberfest! Por supuesto que, si eres fanático de la cerveza, debes tratar de hacer coincidir tu viaje con la época del festival cervecero más famoso del mundo. Las fechas cambian cada año, pero suele ser entre septiembre y octubre.

14. Comer en el restaurante giratorio de Olympiaturm, la torre Olímpica. Está en el Olympiapark, un poco alejada del centro de la ciudad, pero vale la pena la escapada. De paso puedes descansar en las verdes colinas del parque o alquilar un barco para remar por el lago. Y si dejas la visita para viernes o sábado, también podrás…

15. Darte una vuelta por Flohmarkt Olympiapark, un pintoresco mercadillo de pulgas con más de 450 puestos.

16. Hacer una escapada al Tirol. Estando tan cerca del corazón de los Alpes, no te pierdas la oportunidad de conocer este paisaje único en el mundo. Aquí tienes una excursión en la que visitas Innsbruck, la capital del Tirol; Alpach, un favorito en época vacacional y Mittenwald, famoso por sus violines.

17. Descubrir Asamkirche, un pequeño tesoro barroco oculto en la ciudad. Es una iglesia creada por dos hermanos artistas que trabajaron hasta el último centímetro cuadrado del interior con maestría.

Asamkirche - Múnich

18. Llegar hasta el Templo de Diana, en el centro de Hofgarten. Si el clima es bueno, es probable que encuentres gente cantando y danzando al son de la música en vivo bajo la cúpula. Es un lugar de encuentro muy popular entre los locales.

19. Entretenerte con los mini experimentos del Deutsches Museum. Es un lugar súper interesante para acercarte a la ciencia y la tecnología. Imprescindible si estás en Múnich con niños.

20. Cruzar a Austria para conocer Salzburgo, la ciudad de Mozart. La vida cultural, la arquitectura de cuento y los paisajes que quitan el aliento justifican la visita. Esta excursión desde Múnich tiene excelentes guías que te dan los mejores consejos para aprovechar al máximo la escapada.

21. Caminar por alguna de las dos peatonales de la ciudad (¡o por las dos!). Son Kaufingerstrasse y Neuhauser Strasse. Las dos están repletas de tiendas, bares y restaurantes. Son perfectas para ir de compras en Múnich.

22. Visitar las pinacotecas de Múnich. Si eres de los que buscan ver las mejores obras de arte que tiene cada ciudad, entonces no querrás dejar este punto sin tachar de tu lista. En la Antigua ves obras desde la Edad Media a principio sdel siglo XIX. En la de Arte Moderno tienen excelentes cuadros de Picasso y Miró, entre otros. La Pinacoteca Nueva se especializa en el arte europeo del siglo XIX pero permanecerá cerrada hasta 2025.

23. Encontrar la Pisada del Diablo en Frauenkirche, la catedral de Múnich, y descubrir la leyenda que oculta. Como bien imaginas, la sabiduría popular le atribuye la marca en el suelo nada menos que al mismo demonio.

Catedral Frauenkirche - Múnich

24. Llevar de regreso a casa una jarra de cerveza o unas latas de lowenbrau o hofbrau, las variedades típicas de Baviera.

25. Encontrar el alojamiento perfecto para ti. Antes que nada, recuerda que si visitas la ciudad en la época del Oktoberfest debes reservar el alojamiento con mucha anticipación. Ahora bien, en cuanto al presupuesto, si quieres ahorrar un poco, busca un lugar en el barrio de la Estación Central. Si el precio no es un problema, los alrededores de Marienplatz son el lugar ideal, porque estarás a un tiro de piedra de las principales atracciones.

26. Probar un pretzel, un pretzel gigante o un mega pretzel. Sí, en Múnich encuentras pretzels de todos los tamaños y a cada paso. Una deliciosa versión es la que venden en Rischart, una popular cadena de cafeterías que encuentras a lo largo y ancho de la ciudad. El local de Marienplatz es probablemente la panadería más concurrida de Múnich. Puedes comer un pretzel sentado cómodamente en una de sus mesitas en el exterior.

27. Visitar un biergarten. Es una de las mejores cosas que puedes hacer de noche en Múnich. Los más populares son los del Englischer Garten y Viktualienmarkt.

28. Pasear por la orilla del río Isar. Es uno de los paseos naturales más bonitos para hacer en Múnich. Junto al río, al oeste de la calle Prinzregentestrasse también puedes…

29. Ver el Ángel de la Paz. El monumento conmemora los 25 años de paz luego de la guerra Franco-Prusiana y está complementado con una bonita fuente.  

Ángel de la Paz - Múnich

30. Caminar sin rumbo por Lehel, el barrio de moda. Es uno de los distritos más bonitos de Múnich. Tiene bonitos bulevares, iglesias, edificios de elegante arquitectura e interesantes monumentos.

Viaja más, por menos dinero

Suscríbete a nuestra newsletter y recibe descuentos y ofertas personalizados.


8

tours en Múnich desde

Ver todos