Itinerario y ruta de dos días en Múnich

Si quieres recorrer la ciudad de Múnich a tu aire y no quieres contratar un tour, te proponemos estos itinerarios para organizar mejor tu viaje. También puedes consultar nuestro mapa y te ayudamos a escoger los mejores barrios para alojarte.

 

Día 1 de Ruta por Múnich

Nuestro primer día en Múnich comienza bien temprano en la Marienplatz, corazón del casco antiguo donde conoceremos importantes edificios como el Nuevo y el Viejo Ayuntamiento.

Si la idea es visitar el mercado de Virtualmarket, nos desviamos dos manzanas al sur y luego retomamos al norte hasta a la Catedral Nuestra Señora de Múnich, o Frauenkirche. Aquí subiremos a la torre de 99 metros de altura para obtener vistas panorámicas de la ciudad.

Seguimos más tarde unas cinco manzanas al norte hasta llegar a la Múnich Residenz, el Palacio más grande de Alemania en cuyas salas, si lo deseamos, podremos disfrutar de sus exposiciones. Al salir caminamos en dirección noroeste, hasta las Tres Pinacotecas, en el barrio Kunstareal. Es quizás el museo más importante de Múnich donde se exponen pinturas de la Edad Media hasta el siglo XXI, con trabajos de Picasso, Georges Braque, Juan Gris y Joan Miró, entre otros reconocidos artistas. Si estáis interesados en la cultura griega y romana, sobre la Brienner Street también se puede hacer una visita a la Gliptoteca de Múnich.

Después del almuerzo en algún restaurante de la zona, seguimos el recorrido hacia el norte caminando o tomando el U-Bahn U3 o U6 hasta el Jardín Inglés, uno de los parques urbanos más grandes del mundo donde destacan la Torre China, la Casa de Té Japonesa, el edificio Monopteros y numerosas cervecerías al aire libre.

Después de pasar la tarde allí, si aún disponemos de tiempo nos dirigirnos al sur por la Ifflandstraße hasta el Museo Nacional de Baviera. Al atardecer, volvemos al barrio céntrico de Altstadt, donde disfrutaremos en uno de los lugares más característicos de la ciudad: la Cervecería Hofbräuhaus.

 

Día 2 de ruta en Múnich

Nuestro segundo día en Múnich debe comenzar bien temprano en el centro de la ciudad, justo en la estación central Hauptbahnhof. Allí tomamos el tren que se dirige hacia la ciudad de Füssen para llegar al Castillo de Neuschwanstein, uno de los más bellos de Europa. Una vez realizada la visita guiada que dura media hora, damos un paseo por el casco antiguo de la localidad, junto al río Lech, para conocer algunos de sus edificios más emblemáticos entre los que destacan iglesias barrocas, un palacio de estilo gótico, el monasterio Santo Mang y casas medievales.

Regresamos a Múnich hacia la tarde, y nos dirigimos al sur de la Estación Hauptbahnhof para echar un vistazo al Theresienwiese, un campo de 42 hectáreas donde se celebra cada año el Oktoberfest y que cuenta con la estatua de Baviera y la iglesia neogótica de San Pablo. Por la zona hay numerosas cervecerías y restaurantes, donde cenar platos típicos de Alemania acompañados de una Pilsen, Weizenbier, Altbier, u otro tipo de cerveza.

 

¿Tienes más días para visitar Múnich?

Si te gusta la ciencia y la tecnología no debéis dejar de conocer el Deutsches Museum. Además recomendamos otros atractivos, un tanto más alejados, como Schloss Nymphenburg, uno de los palacios más famosos de la ciudad; el Estadio Olímpico de Múnich, de 1972 y donde se ofrecen espectáculo deportivos y conciertos; y el Museo BMW, que expone la historia de esta empresa del motor.