Itinerario y ruta de dos o tres días en Múnich

Itinerario y ruta de dos o tres días en múnich

Si estás pensando recorrer la ciudad por libre, aquí te presentamos un itinerario de tres días que te ayudará a planear tu paseo por Múnich.

Si prefieres contratar excursiones con traslados y guía de habla hispana incluidos, échale u vistazo a nuestros tours. También puedes consultar nuestro mapa o descubrir cuáles son los mejores barrios para alojarte.

Día 1 de ruta por Múnich

Nuestro primer día en Múnich comienza bien temprano en la Marienplatz, corazón del casco antiguo, donde conoceremos importantes edificios como el Nuevo y el Viejo Ayuntamiento. Subiremos a la torre del Nuevo Ayuntamiento para tener una panorámica de los lugares que descubriremos en nuestro paseo por la ciudad. En el Viejo Ayuntamiento podremos visitar un llamativo Museo de Juguetes.

El recorrido continúa en el Virtualmarket, el mercado más grande de la ciudad. Tómate tu tiempo para recorrer todos los puestos y degustar productos frescos de la región, y compra un plato tradicional para comer en el biergarten, uno de los más populares de la ciudad.

Después de comer, pondremos rumbo a la Catedral Nuestra Señora de Múnich, o Frauenkirche, la iglesia más grande de Múnich. Aquí subiremos a la torre de 99 metros de altura para obtener nuevas vistas panorámicas de la ciudad.

Nuestra siguiente parada será en la Residenz, el Palacio más grande de Alemania. Allí descubriremos maravillas que guarda en su interior: el tesoro de la familia Wittelsbach, el fabuloso Teatro Cuvilliés e incontables obras de arte.

Día 2 de ruta por Múnich

Dedicaremos nuestra segunda mañana a los museos de arte de la ciudad. Veremos primero las Tres Pinacotecas, en el barrio Kunstareal. Entre las tres cubren la historia del arte desde la Edad Media hasta el presente. En la Pinacoteca Antigua encontrarás obras desde la Edad Media hasta el siglo XIX. La Pinacoteca Nueva se especializa en el siglo XIX. Por último, la Pinacoteca Moderna expone obras del siglo XX.

Si estás interesado en las culturas griega y romana, no te pierdas la visita a la Gliptoteca de Múnich, verás obras de primera categoría en amplios salones iluminados por luz natural.

Después de probar algún plato de comida típica en los restaurantes de la zona, seguimos el recorrido hacia el norte caminando o tomando el U-Bahn (líneas U3 o U6) hasta el Jardín Inglés, uno de los parques urbanos más grandes del mundo. Es imposible conocer todo el parque en una tarde, pero trata de no perderte la Torre China, la Casa de Té Japonesa y el edificio Monopteros.

Después de pasar la tarde allí, si aún disponemos de tiempo nos dirigirnos al sur por la Ifflandstraße hasta el Museo Nacional de Baviera. Al atardecer, volvemos al barrio céntrico de Altstadt, donde disfrutaremos en uno de los lugares más característicos de la ciudad: la Cervecería Hofbräuhaus.

Día 3 de ruta en Múnich

El último día de ruta en Múnich lo dedicaremos a la ciencia, la tecnología y el automovilismo. Visitaremos primero el Deutsches Museum. Allí pasaremos una mañana completa recorriendo muestras y exposiciones interactivas sobre temas tan variados como la exploración del espacio, la cueva de Altamira, la minería y los medios de transporte.

Por la tarde nos meteremos de lleno en el mundo de los coches con una visita al Museo BMW y BMW Welt. En ellos podremos explorar la historia de la marca y conocer sus últimos diseños. Los más fanáticos podrán comprar merchandising en su tienda oficial.

Para terminar el día iremos a echar un vistazo al Theresienwiese, un campo de 42 hectáreas donde se celebra cada año el Oktoberfest. Aunque no sea la época del festival podremos ver la estatua de Baviera y la iglesia neogótica de San Pablo. Por la zona hay numerosas cervecerías y restaurantes, donde cenar platos típicos de Alemania acompañados de una Pilsen, Weizenbier, Altbier, u otro tipo de cerveza para despedirnos de la ciudad.

¿Tienes más días para visitar Múnich?

Si tienes más tiempo para dedicarle a la ciudad, te recomendamos explorar sus alrededores. Podrás hacer visitas de un día a lugares como:

  • Castillo de Neuschwanstein. Uno de los más bonitos de Europa, ubicado en un escenario de ensueño, en medio de montañas y lagos. De estilo medieval pero construido en el siglo XIX hizo uso de la más moderna tecnología de la época para cumplir el sueño del excéntrico Luis II de Baviera.
     
  • Campo de concentración de Dachau. El primer campo de concentración del nazismo funcionó como modelo para los campos que le seguirían. Hoy es un museo que permite comprender con un poco más de claridad uno de los capítulos más oscuros de la historia de la humanidad.
     
  • Salzburgo. Una ciudad de cuento a solo 145 kilómetros de Múnich. Para conocer el espíritu y los paisajes de Austria sin alejarse mucho de Alemania. Podrás ver una impactante fortaleza, la casa natal de Mozart y su encantadora calle principal, repleta de edificios históricos.