Reserva Laguna Nimez

Desde El Calafate se puede hacer una caminata hasta la Reserva Laguna Nimez, un espacio privilegiado para la observación de aves en su medio natural. Podrás ver patos, cisnes, flamencos y otras especies de aves volando en libertad sobre la laguna. El recorrido se realiza por un sendero con miradores y lugares para descansar.

Todo está perfectamente señalizado y a lo largo del camino encontrarás carteles informativos acerca de las especies de aves que viven en la laguna. La visita ocupa entre una y dos horas y es un excelente plan para una tarde tranquila en la que hacer un paréntesis de relax dentro del viaje.

La laguna se encuentra junto al Lago Argentino y tiene bonitas vistas del Lago y la Bahía Redonda.

¿Qué esperar de la visita?

La visita a la Laguna Nimez es un paseo sereno y relajado para hacer después de que has visto otros imperdibles de la ciudad, como el Parque Nacional Los Glaciares o el Glaciarium. Se trata de un lugar muy cuidado que te permite asomarte a un ecosistema con una inmensa variedad de flora y avifauna autóctonas. Es especial para los amantes de la fotografía y de las aves, y un excelente paseo para los que buscan un momento de paz en las cercanías de El Calafate.

Entre las especies que puedes ver en la reserva se encuentran: cauquenes, macaes plateados, flamencos, cisnes de cuello negro, bandurrias, teros, patos, gallaretas, gavilanes y chimangos.

Consejos para la visita

  • Llevar calzado cómodo, ya que la caminata desde el centro y por la reserva es larga.

  • Si tienes binoculares, es momento de usarlos. Si no, puedes alquilarlos en el lugar.

  • Si es un día ventoso, no olvides el rompevientos. El viento se siente más en las cercanías a la laguna que en la ciudad.

  • El amanecer y el atardecer son los mejores momentos para visitar la laguna porque es cuando las aves están más activas.

  • No alimentes a las aves: es perjudicial para su salud.

Precio: 

Entrada general: 7,8 €