Basílica de Saint Denis

La Basílica de Saint Denis es la primera gran obra del gótico francés. Esta iglesia medieval, ubicada en los suburbios de París, está dedicada a San Dionisio, patrono de Francia y considerado primer obispo de París. En el sitio donde actualmente se levanta esta iglesia se encontraba, originalmente, la tumba del santo.

Fue el rey Dagoberto I quien fundó allí la Abadía de Saint Denis, junto con un monasterio benedictino. La construcción comenzó en 1136 bajo la dirección del Abad Suger, y finalizó en el siglo XIII.

En esta iglesia se encuentran las tumbas de los reyes de Francia que reinaron entre el siglo X y 1789, a excepción de 3 de ellos.

Muchas de las tumbas se encontraban identificadas con las estatuas de los reyes y reinas, aunque gran parte fueron destruidas durante la Revolución Francesa. También los restos fueron retirados de sus sepulturas, pero la mayoría fueron recuperados, incluyendo los de Luis XVI y María Antonieta, que fueron encontrados en 1815.

Los restos que no pudieron ser identificados fueron enterrados en un osario en la cripta de la iglesia. En dos placas de mármol figuran todos los nombres de los reyes enterrados en este osario.

Horario de Saint Denis: lunes a sábados de 10:00 a 18:15, domingo desde las 12:00 (verano). En invierno el cierre es una hora antes.

Precios: 7.5 €

Dirección: 1, rue de la Légion d'Honneur, Saint-Denis (a 9 kilómetros del centro de París)

Teléfono: 33 / (0)1 48 09 83 54

Cómo llegar a Saint Denis: Metro línea 13, estación Basilique de Saint-Denis.

Ubicación: 
interior basilica saint denis