Las Tumbas Saadíes

Ubicadas en un jardín cerrado que se encuentra junto a la mezquita de la Kasbah, las tumbas saadíes representan un bellísimo cementerio real que es transitado a diario por cientos de turistas. 

Si bien la construcción data del año 1557, cuando Ahmed El Mansour mandó a edificar un mausoleo sobre la tumba de su padre, con la llegada al poder del sultán alauita Moulay Ismail se decidió esconder el cementerio tras una gran muralla. Debido a esto, el lugar quedó oculto por mucho tiempo, hasta que en 1917 fue redescubierto y luego restaurado por el servicio de Bellas Artes y Monumentos Históricos.

En el mausoleo principal, compuesto por tres salas, se disponen las tumbas de la dinastía saadí que reinó durante la “Edad de Oro” de Marrakech, entre 1524 y 1659. Dentro del edificio llama especialmente la atención la Sala de las Doce Columnas, donde descansan los restos de Ahmad al-Mansur junto a los de su familia. La decoración está compuesta por madera de cedro y estuco, mármol italiano y azulejos esmaltados.

Por último, en los jardines de la construcción es posible apreciar alrededor de cien tumbas más, donde descansan los restos de guerreros y sirvientes de la familia real.

Horario de Las Tumbas Saadíes de Marrakech: Hasta el mediodía

Precio: La entrada cuesta 10 DH (0.86 €)

Dirección: Calle de la Kasbah - Medina (Unos 800 mts al Sur de la Plaza el Fna)

    interior tumbas saadies